2011-01-09

LIFE TROUGH A LENS


Este documental nos hace un recorrido por la vida fotográfica de Annie Leibovitz, sus aspiraciones y su trayectoria profesional.

Nos muestra las distintas fases que dieron forma a su vida, como la infancia, los años 60 en San Francisco estudiando en la escuela de arte, su paso por la revista Rolling Stone, Vanity Fair y algunas de sus relaciones personales más influyentes.
Nos cuenta que de pequeña no le interesaba demasiado la fotografía, pero si a su familia, ya que su madre fotografiaba todo lo que ocurría a su alrededor y por eso la cámara era para ella como un miembro más de la familia.

Viajaban mucho, ya que su padre era militar y tenían que desplazarse en furgoneta de base a base, así que nos cuenta que la furgoneta representa su familia también: "El vehículo se ocupa del cuerpo mientras la mente queda libre. En el coche la familia era estable. Cuando te crías en un coche es fácil convertirse en un artista ya que todo lo ves a través del marco de la ventanilla".

Pronto estalló la guerra de Vietnam y su padre fué destinado a una base en Filipinas y con el fué su hija. Ella empezó a hacer fotos en la base ya que había un cuarto oscuro para revelar las fotos. Estas fueron sus primeras fotografías.

Quería ser profesora de arte, pero para ello decía que antes tenía que ser artista, así que se fué a estudiar a la escuela de arte de San Francisco y alli vivió en un piso de estudiantes. Hizo un taller de fotografía en el que durante el día hacían fotos y luego por la noche las comentaban en grupo: "Salías y hacías fotos, la inmediatez era algo maravilloso". Nos habla de que Bresson y Robert Franck fueron sus preferidos y de los que aprendió mucho viendo su trabajo y sus libros. Fué al ver un libro de Bresson cuando descubrió que con la fotografía podría recorrer el mundo con una cámara y fotografiarlo.

Rolling Stone era la revista del momento, asique su novio la llevó a la puerta de la revista y la empujó adentro con una bolsa llena de fotos. Eran finales de los 60 y el rocknroll estaba en pleno auge. La filosofía de la revista por aquella época era experimentar con el arte. La contrataron para que se fuera de gira con grupos y fotografiar el día a día de estos grupos como los Rolling Stone. Como ella adorba esa música no le resultó difícil ese trabajo. Se metía tanto en el papel que pasaba desapercibida y los retratados ni se daban cuenta de que le estaba haciendo fotos. Nos habla de la impresión que la causó ver su primera portada en todos los kioskos.

Sus colegas nos hablan de su energía, imaginación y sentido periodístico, o de como era trabajando:
"Veía detalles que nadie más veía y los fotografiaba",  "La persona más autoritaria y más atrevida que conocí", "Una gran cronista de nuestro país"...

Fotografió a John Lennon y Yoko Ono para una entrevista de Rolling Stone, pero Annie nos cuenta que no sabía como pedirles que posaran o hicieran algo. Ella simplemente estaba allí, fundida con el ambiente y los fotografiados y sacaba fotos. Sacó un retrato de John con una fuerza increible. Pasaba varios días con los fotografiados, por eso sus fotos son tan íntimas y reveladoras, y así podía sacar cuantas fotos quisiese. Arnold Schwarzenegger nos habla de sus experiencias con Annie cuando le fotografió en el concurso de Mister Universo: "Hacía sentir al fotografiado muy cómodo y  llegaba un momento que ni te sentías retratado. La fotógrafa era una más entre todos".

          

En 1975 se le encargó la tarea de documentar la gira musical Rolling Stones Tour of the Americas '75 que el grupo británico The Rolling Stones realizó en Estados Unidos y Canadá. Se vió inmersa en un mundo de drogas al que cayó irremediablemente.
Dos años más tarde, las oficinas centrales de Rolling Stone se mudaron a Nueva York, por lo que Leibovitz abandonó la ciudad de San Francisco tras vivir diez años allí. La llegada a la "Gran Manzana" estuvo acompañada de diversos problemas, entre ellos, su adicción a las drogas, especialmente a la cocaína.

El 8 de diciembre de 1980, Annie acudió al apartamento del músico John Lennon para fotografiarlo de nuevo para Rolling Stone. La idea de Annie era recrear la imagen de la carátula del álbum Double fantasy del propio Lennon. Horas después de la sesión fotográfica, John fue asesinado por un admirador. Finalmente, la fotografía que Rolling Stone publicó el 22 de enero de 1981 en portada fue aquella en que Lennon aparece desnudo y acurrucado junto a su esposa completamente vestida.

Desde 1983, Leibovitz ha trabajado como retratista de la revista estadounidense Vanity Fair.


"Lo que hacen los fotógrafos es realzar un momento" Annie Leibovitz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario